Archive for the ‘words’ Category

Jean Cocteau

June 18, 2008

Trabajando para el Cabaret nos dimos cuenta de lo poco que se conoce la obra poética de Jean Cocteau, y en la misma medida, cuán escasa es la existencia de publicaciones en español de su poesía. En ninguna biblioteca pública fue posible hallar sus libros, así que recurrimos a los anaqueles privados (la traducción de Tentative D’Évasion para el Cabaret la hizo Françoise Adouin).

Así las cosas, del libro Jean Cocteau, Poemas, propiedad de Heidi Abderhalden, editado en México por Letras Vivas y con Ahmed el-Boab como traductor de hermoso nombre, reproduzco aquí algunos poemas, empezando por el que inspiró la canción homónima, que dice así:

FRUTO

Un farolillo dominical,
madurado por el viento
puede incendiar las ramas;
hay que cogerlo antes.


FRUIT

Un lampion du dimanche,
S’il est mûri pqr le vent;
Peut mettre le feu qux branches.
Il faut le cueillir avant.

——-

PIEZA DE CIRCUNSTANCIA

Graba tu nombre en un árbol
que se extienda hasta el nadir.
el árbol es mejor que el mármol.
pues en él los nombres crecen.

PIÈCE DE CIRCONSTANCE

Gravez votre nom dans un arbre
Qui poussera jusqu’au nadir.
Un arbre vaut mieux que le marbre,
Car on y voit les noms grandir.

——-

LOS DULCES OJOS

Tristeza, abono de mis dichas. Nos limita,
esta reja, salida de todos los tinteros,
Napoleón, apicultor, guantes de armiño
el día de la coronación, cubierto de laureles
y sandalias de nácar.

Cisne moribundo, cuyo grito es dulce,
vierte negra sangre para escribir estas líneas.

LES YEUX DOUX

Tristesse, engrais de mes bonheurs. Il nous termine
Ce grillage, partout sorti der encriers.
Napoleón, apiculteur aux gants d’hermine
Le jour du sacre, avec un bonnet de lauriers
Et des pantoufles de nacre.

Cygne mourant, si doux à entendre crier,
Fais le sang noir en quoi sont écrites ces lignes.

——-

EL POETA DE TREINTA AÑOS

Heme aquí pues a la mitad de mi vida
cabalgo sobre mi hermosa casa;
a los dos lados veo el mismo paisaje,
pero sin vestirse con la misma estación.

Aquí está la roja tierra de viña encornada
como un joven corzo. La lencería colgada,
con risas y señales, recibe el nuevo día;
allá viene el invierno y el honor que se me debe.

De acuerdo, dices quererme todavía,
Venus. Si no hubiera hablado de ti, no obstante,
si mi casa no estuviese hecha con mis poemas,
sentiría el vacío y me caería del techo.

LE POÈTE DE TRENTE ANS

Me voici maintenant au milieu de mon âge,
Je me tiens à cheval sur ma belle maison;
Des deux còtés je vois le même paysage,
Mais il n’est pas vêtu de la même saison.

Ici la terre rouge est de vigne encornée
Comme un jeune chevreuil. Le ligne suspendu,
De rires, de signaux, accueille la journée;
Là se montre l’hiver et l’honneur qui m’est dû.

Je veux bien, tu me dis encore que tu m’aimes,
Vénus. Si je n’avais pourtant parlé de toi,
Si ma maison n’était faite avec mes poèmes,
Je sentirais le vide et tomberais du toit.

Advertisements

Budapest

April 13, 2007

And I love the voice of Billy Collins. More here

BUDAPEST
by Billy Collins

My pen moves along the page
like the snout of a strange animal
shaped like a human arm
and dressed in the sleeve of a loose green sweater

I watch it sniffing the paper ceaselessly
intent as any forager that has nothing on its mind
but the grubs and insects
that will allow it to live another day

It wants only to be here tomorrow
dressed, perhaps, in the sleeve of a plaid shirt
nose pressed against the page
writing a few more dutyful lines

while I gaze out the window
and imagine Budapest
or some other city
where I have never been

-thanx, zzzz

Recordatorio

September 10, 2006

Mi buen amigo Philippe me ha enviado un enlace con un toque de Juana Molina en KCRW y me ha recordado un par de cosas simples, fundamentales, que no puedo expresar bien aquí, pero que tienen que ver con la atemporalidad de los lazos de amistad y la fuerza de la música que sale de un alma desnuda.

comunión

June 27, 2006

Todos los días oímos esta frase: nuestro siglo es el siglo de la comunicación. Es un lugar común que, como todos, encierra un equívoco. Los medios modernos de transmisión de las noticias son prodigiosos; lo son mucho menos las formas en que usamos esos medios y la índole de las noticias e informaciones que se transmiten en ellos. Los medios muchas veces manipulan la información y, además, nos inundan con trivialidades. Pero aún sin esos defectos de toda comunicación, incluso la directa y sin intermediarios, es equívoca. El diálogo, que es la forma más alta de comunicacicón que conocemos, siempre es un enfrentamiento de alteridades irreductibles. Su carácter contradictorio consiste en que es un intercambio de informaciones concretas y singulares para el que las emite y abstractas y generales para el que las recibe. Digo verde y aludo a una sensación particular, única e inseparable de un instante, un lugar y un estado psíquico y físico: la luz cayendo sobre la yedra verde esta tarde un poco fría de primavera. Mi interlocultor escucha una serie de sonidos, percibe una situación y vislumbra la idea verde. ¿Hay posibilidades de comunicación concreta? Sí, aunque el equívoco nunca desaparece del todo. Somos hombres, no ángeles. Los sentidos nos comunican con el mundo y, simultáneamente, nos encierran en nosotros mismos: las sensaciones son subjetivas e indecibles. El pensamiento y el lenguaje son puentes pero, precisamente por serlo, no suprimen la distancia entre nosotros y la realidad exterior. Con esta salvedad, puede decirse que la poesía, la fiesta y el amor son formas de comunicación concreta, es decir, de comunión. Nueva dificultad: la comunión es indecible y, en cierto modo, excluye la comunicación: no es un intercambio de noticias sino una fusión. En el caso de la poesía, la comunión comienza en una zona de silencio, precisamente cuando termina el poema. Podría definirse al poema como un organismo verbal productor de silencios. En la fiesta -pienso, ante todo, en los ritos y en otras ceremonias religiosas- la fusión se opera en sentido contrario: no al regreso al silencio, refugio de la subjetividad, sino entrada en el gran todo colectivo: el yo se vuelve un nosotros.

Octavio Paz, “La llama doble”

voices

April 15, 2006

Loved, idealized voices
of those who have died, or those
lost for us like the dead.

Sometimes they speak to us in dreams;
sometimes deep in thought the mind hears them.
And, with their sound, for a moment return
sounds from our life's first poetry –
like distant music fading away at night.

Constantine P. Cavafy