Archive for May, 2006

lavaplatos

May 25, 2006

Si uno se dedicara con exclusividad a aquello que se le facilita alcanzaría el éxito en esa área, pero muchas veces sucede que no siempre las aptitudes coinciden con lo que uno quiere hacer o ser.
Cuando lavo platos me gusta hacerlo de manera metódica. Ordenarlos en el secador por tamaño y forma garantiza un uso del espacio más eficiente. Es algo que hago de manera natural (virgo soy) y además extraigo de ello un extraño placer que no viene al caso analizar. Este modus operandi que ilustro en la ingrata tarea doméstica de lavar platos, se reproduce en muchas de mis actividades. Algunos me llaman sicorígida, término que sólo he escuchado y de manera profusa en Colombia, y otros ni siquiera aprecian el hecho de que sea más fácil secar y sacar los platos del secador cuando están ordenados.

Recuerdo un profesor del colegio que nos dijo en un tono profético: "cuando elijan su profesión, asegúrense de que les guste. Uno debe amar lo que hace y debe tratar siempre de ser el mejor en lo que hace. Si deciden ser barrenderos, sean el mejor barrendero del mundo!". Estas palabras se quedaron suspendidas en mi mente, atiborrada de cosas que me gustan.

Voy a ir a lavar los platos. Y mientras lo hago pensaré en la canción nueva en 5/4, en el patrón que tendrá la cortina de mi próxima exposición y en el libro de Carson McCullers que estoy releyendo. Supongo que nunca seré exitosa en nada de lo que hago, pero mis platos estarán siempre listos para ser usados de nuevo.

Metellium

May 24, 2006

oriana-tours-080.jpg

foto de Oriana Guayasamín, dulce anfitriona

Medellín me pareció una ciudad deliciosa. Delicioso clima, deliciosa cazuela, delicioso como se pasa con sus hospitalarios residentes. La vegetación es voluptuosa, centenarios guayacanes y frondosas palmas adornan las calles -y según parece también destruyen sus cimientos-, y paralelo al torrentoso río Medellín que atraviesa el valle de Aburrá, corre una de las líneas del impecable metro.

En el metro había un par de niños que a ratos creí eran enanos. Delgados, pequeños, de unos 10 o quizás 14 años, estudiaban con descaro a todos los pasajeros. Eran unos niños extraños. En sus caras de adultos, la delicadeza de la infancia ya se había borrado de sus rasgos y en sus ojos había una mezcla inquietante de burlona curiosidad y seca dureza. Se habían subido con nosotros en la estación Acevedo, que conecta con el metrocable, ese teleférico francés que sube por una de las tantas comunas de la ciudad.

Como quien vá de turismo por la pobreza, nos subimos dos veces al metrocable, sin bajarnos en ninguna de sus estaciones. La primera vez subimos de noche, y pudimos ver las casas de la comuna todas iluminadas, de ventanas y puertas abiertas exponiendo coloridos y variados interiores donde mujeres cocinaban, hombres sentados en círculo discutían, innumerables niños jugaban y en alguna terraza un par de parejas bailaba. Con su sistema de cables, la pequeña cabina se movía silenciosa sobre la algarabía cambiante del barrio. De día la visión fue diferente, la desnudez del ladrillo uniformando la pobreza, pero de la calle llegaban siempre los sonidos de una actividad vital.

En la estación Acevedo la publicidad rezaba: necesita crédito? al llegar a Poblado una valla de ropa para jóvenes ejecutivos nos daba la bienvenida y los niños-viejos ya habían desaparecido.

Como quien vá de turismo por la riqueza pasamos por el parque Lleras, idéntico a cualquier lugar caro del mundo, y fuimos a comer a un centro comercial llamado Tesoro, igual a cualquier centro comercial del mundo, rodeado de desoladas avenidas flanqueadas por hermosos árboles detrás de los cuales emergían de vez en cuando elegantes edificios. No se veía casi gente en las avenidas y estaba muy silencioso.

No sé qué le pasó a esta entrada. Quería contar que el concierto salió bien, que el día del robot es un festival muy bonito y casi heróico, considerando el poco apoyo que pueden recibir las 2 disciplinas que reúne -el arte y la tecnología-, que la fiesta del cierre en la antigua librería continental del centro tenía un ambiente mezcla de sordidez y casi desesperada euforia… pero de alguna manera las impresiones de la ciudad se impusieron y en esto quedó mi reporte del toque en Medellín.

queda uno!

May 21, 2006

demo_promo.jpg

Edición para El día del Robot, a la venta en El Deck, Medellín

SĆ”bado 13 de Mayo

May 9, 2006

elrobot.jpg

Vamos a tocar en el Bloque 25, núcleo el Volador de la Universidad Nacional de Colombia, Sede Medellín, a las 5 p.m., con entrada Libre, si los dioses lo permiten.

to blog or not to blog

May 7, 2006

Google ofrece un "hacedor de páginas" gratuito (con 100 MB), que a diferencia del geocities de yahoo, tiene el espacio libre de irritantes propagandas, siendo la única publicidad el mismo nombre del sitio a crear (por ejemplo, si la cuenta en google se llama smetenan, el domain name será smetenan.googlepages.com). 

Ni cortos ni perezosos, hemos creado la hoja de vida en línea de smetenan, para que todos se enteren qué ha hecho, qué hace y qué puede hacer, sobretodo ahora que está buscando trabajo! yoroshiku!
šŸ™‚

mapa

May 3, 2006

2|5|2006.jpg
Foto de Jorge Bachmann

Las condiciones no podían ser peores: además de que tocábamos en un día martes, por la noche y en el centro bogotano, había paro de transporte, estaba lloviendo y yo estaba afónica. Sin embargo, uno a uno llegaron los heróicos asistentes y creo que tuvimos una de las presentaciones que más hemos disfrutado…